El partido 2.0

Boca empató 1-1 ante Chivas y fue derrota por penales, pero el amistoso será recordado por su televisación: te seguimos como pudimos…

Yo te sigo a todas partes adonde vas, cada vez te quiero más. Y ahora te sigo como puedo, por donde se vea algo, donde se escuche algún comentario: Boca y Chivas, dos de los equipos más populares del continente, se enfrentaron en un amistoso que será recordado por la extraña modalidad de transmisión más que por el 1-1 final, derrota por penales incluida.

El canal oficial de Chivas, que pedía un pago en dólares, se cayó. Los sitios de Boca que soñaron retransmitir el partido también fallaron. YouTube, Facebook en vivo, el novedoso Periscope… Todo fue sirviendo para ir armando, junto con los tuits minuto a minuto de la cuenta oficial del club, el resumen del partido de Boca.

Lo que se pudo ver fue la confirmación de lo que efectivamente se viene viendo: un Boca agresivo, picante, generador de chances, con un Walter Bou que volvió a marcar, un Fernando Gago asistidor y muchas trepadas por las bandas. La otra cara de la moneda es la de siempre: una defensa que sufre la desprotección, y un equipo que termina pagando si no concreta las chances que crea.

Guillermo Barros Schelotto sacó en México las mismas conclusiones que en el verano: un Boca que mantiene el poder de fuego pero debe completarlo con más contundencia y mejor defensa. Y los hinchas más esforzados, de red social a red social, también pudieron ver a su equipo.

Por @lucasg91

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Goleador y figura

Dario Benedetto fue el goleador del campeón y del campeonato. Siempre con apariciones determinantes para ayudar al Xeneize en los momentos más complicados del equipo.

A medida del Barrios

Wilmar tuvo que esperar, pero, cuando le llegó la chance, estuvo a la altura de las exigencias. De la nada a la gloria, en tres meses.

#MuyBocaViaja: que de la mano, de los neutrales…

Goleada en el Minella, rabas en el puerto, saltó la banca en el Casino, unas birras por la Güemes: crónica de un viaje inolvidable a Mar del Plata sin los colores de Boca.