El socio ideal

Benedetto se lleva los flashes pero al costado siempre aparece el mismo: Cristian Pavón está mostrando su mejor versión en este semestre. El pibe que decidió quedarse y renovar su contrato es una pieza clave para Guillermo.

Darío Benedetto es la sensación de este Boca que también es sensación. El Pipa renovó su contrato en vez de irse y empezó el semestre on fire, igual que terminó la temporada pasada. No es el único: Cristian Pavón, sin tantos flashes ni tapas de diario, también decidió extender el vínculo con el club pese a sondeos de Europa y es otra de las piezas claves de la máquina de Guillermo Barros Schelotto.

Desde que empezó el semestre, Pavón dio asistencias contra Gimnasia y Tiro, Olimpo, y Vélez, y sumó un gol contra Godoy Cruz. Después de renovar su contrato y elevar su cláusula a más de 20 millones de euros, el cordobés parece haber alcanzado la madurez y la regularidad que, a veces exageradamente, se le reclamaban: Pavón exige al rival todo el tiempo, desborda con precisión, asiste a Benedetto, entiende a la perfección los pases de Gago y hasta da una mano en los retrocesos.

Guillermo siempre lo valoró, le dio responsabilidades y lo bancó en momentos en que algunas dudas se sembraron sobre él. Hoy, con el equipo más aceitado, Pavón también muestra su mejor cara y hace todo lo que debe hacer para que los flashes se los lleve Benedetto, su socio ideal.

Por @lucasg91

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Es oficial y nos ilusionamos: cada vez falta menos para volver a La Bombonera

El ministro de Deporte, Matías Lammens, dio nuevas noticias sobre el regreso del público al fútbol.

¿Se va? El titular que presiona para irse en la previa del Superclásico

Sebastián Villa retiró sus pertenencias del club y apura su salida a Brujas, a horas de enfrentar a River en la Copa Argentina. Por ahora, la oferta no satisface las pretensiones del Consejo de Fútbol.

Después de varios días «oculto» reapareció Carlitos Tevez

El Apache descansa y aprovecha sus días lejos del fútbol.