Ganarle a la adversidad

Después de un arranque perfecto de temporada, la obra de Guillermo tiene dos cimbronazos: Gago y Benedetto afuera por largo rato. ¿Cómo rearmarse sin sus dos máximas figuras?

El concepto de «a lo Boca», inherente a la historia de este club que es más que una pelota, lleva intrínseco un sentimiento de esfuerzo, de lucha, de reponerse a la adversidad. El insólito arranque de semestre, después de ser campeón y acumulando ocho victorias en igual cantidad de partidos, era hasta raro por su perfección, por su calma y su paz. La adversidad finalmente llegó y de la peor manera: Boca deberá rearmarse fruto de las lesiones de sus dos máximos emblemas.

El primero en caer fue Fernando Gago, en la Bombonera pero con la camiseta de la Selección. El equipo estaba empezando a suplantarlo, con un Edwin Cardona más activo en la gestación, un Pablo Pérez comprometido… Ahora se sumó Darío Benedetto, 35 goles en 42 partidos, nueve en las nueve fechas del torneo. Los números ya dan una idea de lo que va a costar reemplazar al Pipa.

Leé también: La chance de Walter Bou

Lo que prácticamente no pudo ningún rival , sí logró hacerlo la lesión, la rotura de ligamentos, la misma que afectó a dos de las figuras del equipo. Boca, por primera vez después de aquel lejano 1-3 con River, debe rearmarse, reinventarse y sacar fuerza en la adversidad. A lo Boca.


El primer paso será navegar el temporal hasta fin de año, con la vuelta de Cardona y una inyección de confianza al hoy desplomado Walter Bou. Mantener la punta para brindar tranquilo será fundamental. Luego, la Libertadores 2018 tendrá a Wanchope Ábila y posiblemente a Carlos Tevez para ayudar a reemplazar a dos piezas claves, mientras que Sebastián Pérez (que también sufrió con su rodilla) ya volvió a jugar en Reserva.

Será difícil volver a ver a este Boca que arrancó con todo la temporada 2017/18. Será la hora de ver otro, uno con cambios, con otros nombres, quizá hasta con otro estilo. Será hora de ponerle la cara a la adversidad. Será hora de que sea a lo Boca.

Por @lucasg91

Tags

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

«Un sentimiento», por Marcelo Guerrero

Boca cerró el año con su gente celebrando los títulos y goleando 8-1 a Central Córdoba. Aún con cosas por mejorar pero lejos del derrotismo mediático, hay motivos para levantar las Copas.

«Boca, siempre Boca», por Marcelo Guerrero

Boca cierra el año festejando un nuevo título. El Xeneize fue efectivo en los penales y tuvo un arquero que siempre aparece en las definiciones para una nueva coronación en la Copa Argentina.

«Dónde buscar la confianza», por Marcelo Guerrero

Boca no aguantó la ventaja y empató 1 a 1 con Arsenal en Sarandí. El miércoles se juega la final de la Copa Argentina y el equipo de Battaglia no llega en su mejor versión.