Noches mágicas

La Copa Libertadores vuelve a la Bombonera después de 629 días: Boca recibe a Junior por la segunda fecha de la fase de grupos. Guillermo mete varios cambios para enfrentar al conjunto de Teo Gutiérrez.

14 de julio de 2016: Boca cae 3-2 ante Independiente del Valle y se despide de la Libertadores. 629 días después la Copa más linda vuelve a la Bombonera. Acostumbrados a las épocas dulces del club en la década anterior, tanto tiempo sin disputar certámenes internacionales parece una eternidad. Sin embargo, el Xeneize debía darse la cabeza contra la pared para cimentar mejor sus bases. En el medio, de aquella derrota durísima que marcó a posterior la salida de Orión y el Cata Díaz del club hasta el día de hoy, el conjunto del Mellizo ganó un título local, lidera la cima hace 15 meses y se encamina a otra consagración. La deuda sigue estando en los mata-mata. ¿Y qué mejor oportunidad para sacarse la espina que la Copa?

Paso a paso. Antes de pensar en la llave de octavos, Boca todavía debe encaminar la clasificación en la fase de grupos. Es cierto que no queda afuera en primera ronda desde 1994. Pero los rivales son para respetar. Luego del 0-0 ante Alianza en Lima que marcó el estreno del Xeneize en la Copa, ahora toca el turno de recibir al Junior de Teo Gutiérrez. Los colombianos, principales candidatos a disputarle el pase a Boca y Palmeiras, vienen de comerse una goleada 3-0 en Barranquilla ante el Verdao. Irse con una derrota de la Bombonera les haría todo muy cuesta arriba.

Los viejos libros de la Copa dicen que en grupos se aplica la media inglesa. Ganar de local. Empatar de visitante. Y ticket a octavos garantizado. Si se analiza el trámite del partido, Boca pudo haberse llevado algo más que un empate de Lima. No fue así pero tampoco es para menospreciar. Un triunfo en casa será vital para encaminar la clasificación. La victoria ante Talleres le da aire al Mellizo. El torneo local está casi sepultado. Ahora sí los cañones pueden apuntar de lleno a la Libertadores.

El equipo para el miércoles está lejos de ser el ideal. La lesión de Tevez lo descartó para la convocatoria. Nández no estará por suspensión. Y sí bien Cardona, aparentemente recuperado de una distensión, está entre los citados, su participación es más un deseo del jugador que una realidad. Espinoza es la alternativa más factible. Por otro lado, en este caso si por una decisión táctica, el Mellizo dispondrá el ingreso de Mas en lugar de Fabra, quien nunca pudo comprar definitivamente la confianza del técnico. La otra variante propiedad exclusiva de Guillermo será la entrada de Wanchope en lugar de Bou.

El equipo, teniendo en cuenta este panorama, formaría con: Rossi; Jara, Goltz, Magallán, Mas; Pérez, Barrios, Reynoso; Pavón, Wanchope y Espinoza.

Guillermo no debe ser necio. Su discurso triunfalista post victoria agónica ante Talleres no se condice con la realidad. “Nada me va a cambiar”, es una frase suicida. Ya se ha dado la cabeza contra la pared varias veces por tardar demasiado en dar el volantazo. Eso no le quita los méritos de haber formado un equipo líder desde hace 500 días del fútbol argentino. Pero es la hora de dar el salto de calidad: Boca tiene con qué y ese salto es la Libertadores.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Un distinto total

Boca abrochó la bomba del mercado: Mauro Zárate se sumará al Xeneize por tres temporadas. Un jugador que rompe el molde pero que nunca alcanzó su máximo potencial y ahora busca darle un giro a su carrera a los 31 años.

Un refuerzo lógico

Carlos Izquierdoz está en Boca: central, conocido de Guillermo y de Goltz, con continuidad y estrellato en México, capacidad de liderazgo, títulos… Análisis de un defensor bajo perfil que llena todos los casilleros para merecer vestir la azul y oro.

Volvió el Bicampeón

Boca ya se mueve: los regresos de Fernando Gago y Darío Benedetto, la llegada del colombiano Sebastián Villa, la permanencia de Lisandro Magallán, los refuerzos que faltan… Leé el panorama del arranque del semestre para el Xeneize.