Gana en tranquilidad

Boca aplastó como visitante a San Martín de San Juan por 4 a 0. Con goles de Pavón, Zárate, Wanchope y Más, el Xeneize sumó su primera alegría del año. Alfaro y un triunfo necesario.

El Xeneize superó por 4 a 0 a San Martín de San Juan como visitante y sumó su primer triunfo oficial del año que le sirvió para descontarle puntos al líder Racing y para meterse de lleno en la conversación en los puestos clasificatorios a la Libertadores 2020. Zárate fue la gran figura de la noche: asistencia de lujo y un golazo exquisito.

Las últimas horas no fueron fácil para el Xeneize: un rendimiento que dejó dudas en el debut, declaraciones inapropiadas del máximo referente y un mercado de pases con sabor amargo generaron un clima incierto en la previa del encuentro ante San Martín. Por suerte, el equipo no reflejó consecuencias sobre lo ocurrido los días previos y jugó un buen partido en San Juan. El encuentro comenzó disputado, con situaciones claras para ambos lados: Zárate lo tuvo en un mano mano muy mal definido y Mosca contó con una chance clara, pero definió desviado.

El último cuarto de hora del primer tiempo tuvo un irrupción espectacular de Mauro Zárate. El ex Vélez metió una asistencia exquisita entre el central y el lateral izquierdo para un Pavón que se sacó la mufa con un remate cruzado con mucha potencia para poner el 1-0. A dos minutos del final del tiempo reglamentario, Zárate recibió en la puerta del área, acomodó el cuerpo y, sin carrera, sacó un derechazo preciso que se clavó contra el palo de Ardente para darle la tranquilidad al Xeneize con el 2 a 0. Zárate, figura excluyente de la parte inicial, dejó atrás su mala definición inicial con dos apariciones determinantes.

Boca liquidó la historia apenas comenzado en el segundo tiempo. Antes de los diez minutos, Wanchope Ábila puso el 3 a 0 en una jugada donde apareció solo por el segundo palo y aprovechó un buen centro de Pavón para marcar con facilidad. Con la victoria en el bolsillo, el Xeneize se replegó para salir de contra y Alfaro aprovechó para darle los primeros minutos en el club a Kevin Mac Allister, quien jugó como lateral derecho a pesar de ingresar por Reynoso. El 4-0 lo firmó Emmanuel Mas, cumpliendo con la ley del ex, en una jugada que inició en un tiro de esquina.

Boca logró una victoria que le tranquilidad en días turbulentos. El equipo de Alfaro goleó como visitante, mantuvo el arco en cero y tuvo actuaciones individuales destacadas: Pavón volvió a ser determinante y Zárate pide a gritos la titularidad. Que este triunfo sea el comienzo de algo grande.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Otra Copa Boca…

Boca hará su debut este viernes por Copa Argentina enfrentando a Estudiantes de Río Cuarto con un equipo alternativo. Marcos Díaz tendrá revancha, Weigandt hará su debut, Fabra luchará por un puesto. Y Zárate rendirá otro examen: ¿hasta cuándo?

A fuerza de voluntad

Buffarini, en su mejor momento en Boca: por garra y actitud se consolidó en el lateral derecho y disimuló por ahora sus falencias. Clave vs. Wilstermann, parece erigirse como pieza clave.

Variantes sobran

Zárate pide titularidad a gritos, el cuerpo técnico banca a Tevez por su rol de organizador, Bebelo Reynoso suma desde un costado… ¿Cómo se organiza el ataque del Xeneize? Ponemos la lupa sobre la ofensiva.