Empate de cierre

Boca no pasó del empate contra Aldosivi en Mar del Plata y finalizará la Superliga en el tercer lugar. En un partido chato, el gol Xeneize lo marcó Mauro Zárate.

En un partido netamente para cumplir calendario y a pesar de presentar un equipo alternativo, Boca se plantó en Mar del Plata para recuperar la solidez que no tuvo en la semana por Libertadores: dos lineas de cuatro bien marcadas y los puntas presionando la salida rival. Así el equipo de Alfaro enredó a Aldosivi durante más de media hora de juego. Boca abrió el marcador en el comienzo del partido gracias a un gol de Zárate, que solo la tuvo que empujar, y eso le trajo mayor tranquilidad para llevar a cabo su plan pero un error individual en el cierre del primer tiempo le dio la igualdad a Aldosivi gracias al gol de Chávez.

El segundo tiempo tuvo poco de entretenido, Boca controló la pelota pero las ocasiones mermaron. El Xeneize creó muchas situaciones de área pero con pocos remates certeros al arco de Pocrnjic, mientras que Aldosivi se replegó e intento constantemente la situación ideal para recrear la jugada del gol: poner a Chávez mano a mano con los centrales. El 1-1 no se rompió y el dato que dejó la etapa complementaria fue el ingreso de Brandon Cortés, segundo debutante de la jornada, tercero del ciclo Alfaro.

Punto final para Boca en la Superliga. Después de este punto en Mar del Plata, el Xeneize cerrará en el tercer lugar del certamen local. Ahora a centrarse en la fase de grupos de la Libertadores y la Copa de la Liga.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Cómo ver gratis el Boca-River y en calidad HD

Los equipos de Miguel Ángel Russo y Marcelo Gallardo se verán las caras en La Bombonera por los cuartos de final de la Copa de la Liga.

¿Será otra historia?

Boca vuelve a visitar a Santos después de la goleada que sufrió en enero pero el panorama es distinto: el equipo de Russo busca encaminar la clasificación en la Libertadores antes del Superclásico.

Un Boca rejuvenecido

Russo puso a los pibes, ellos ganaron confianza y Boca ganó más que partidos: el Xenezie extendió su plantel y consolidó una idea de juego que se plasma cada vez que los juveniles están en cancha.