Retomar la senda

Tras el traspié ante Almagro, Boca se recuperó con un tranquilo triunfo de local con Aldosivi y sumó otra valla invicta con Andrada. Ahora se viene la dura altura de Quito.

Boca busca reconstruir una identidad familiar para la mayoría de los hinchas, sobre todo los veteranos: batallador, agresivo, fuerte abajo, contundente arriba, eficaz antes que vistoso. Un resultado como el de la Copa Argentina implica riesgos de paralización en esa obra ambiciosa. La victoria sobre Aldosivi permite retomar la tarea.

Van 19 vallas invictas en los 33 partidos de 2019. Es un buen número para empezar. Hay un arquero de Selección, mucho más titular que otro, y dos defensores por puesto. La mejor fórmula del doble 5 incluye hoy al pibe Capaldo. ¿Zárate y Salvio traen más soluciones desde el banco? Ábila, autor de goles en instancias decisivas, tiene la 9 que pidió.

Los cuartos de la Libertadores arrancan en Quito, donde LDU lleva nueve triunfos en fila por competiciones internacionales. Que la obsesión no nos confunda. Tampoco esperemos 11 de memoria. Por calendario, necesidades táctico-estratégicas y peso de algunos apellidos debemos acostumbrarnos a rotaciones de 19/20 futbolistas. Ningún problema: si logran los objetivos, nos acordaremos gratamente de ellos.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

«Un sentimiento», por Marcelo Guerrero

Boca cerró el año con su gente celebrando los títulos y goleando 8-1 a Central Córdoba. Aún con cosas por mejorar pero lejos del derrotismo mediático, hay motivos para levantar las Copas.

«Boca, siempre Boca», por Marcelo Guerrero

Boca cierra el año festejando un nuevo título. El Xeneize fue efectivo en los penales y tuvo un arquero que siempre aparece en las definiciones para una nueva coronación en la Copa Argentina.

«Dónde buscar la confianza», por Marcelo Guerrero

Boca no aguantó la ventaja y empató 1 a 1 con Arsenal en Sarandí. El miércoles se juega la final de la Copa Argentina y el equipo de Battaglia no llega en su mejor versión.