Una racha a mantener

Boca sumó su cuarto triunfo al hilo y sigue en la pelea. Pase lo que pase, este equipo merece tener continuidad.

¿Conviene la presión de Capaldo o el pase de Fernández? Cuando vuelva López, ¿sale Alonso? Por más que esto sea Boca y haya un formidable despliegue para buscar temas de controversia, se requiere de ingenio para discutir a un equipo que anota cuatro victorias en fila con registro goleador 11-1. Tampoco da para salir con bombos y trompetas a Almirante Brown, tirando papel picado, serpentinas y cohetes: después de todo, estas rachas son normales en el club.
 
Con el técnico anterior, entre Copa y torneo, Boca tuvo una seguidilla de cinco triunfos al hilo, incluido un 3-0 a San Lorenzo con rabona y varios lujos. En 2018 hubo dos series de cuatro éxitos consecutivos. En el arranque del segundo semestre de 2017, con un Benedetto que promediaba un gol por fecha, los entonces dirigidos por Barros Schelotto se llevaron los ocho partidos iniciales de la Superliga. En el cierre de 2016, con Tevez, Centurión y Bou iluminados, el futuro bicampeón argentino metió un póker de festejos (tres clásicos más Colón). Bajo la conducción de Arruabarrena, en 2015, llegó a ganar media docena de modo ininterrumpido. Hasta la última versión de Bianchi, en la primera mitad de 2014, venció de manera seguida a Tigre, Arsenal, All Boys, Lanús y Gimnasia.
 
Aunque parezca al revés, tantos números pretenden evitar confusiones. Si Boca no coronara con el título otra buena campaña, sería un error mayúsculo renovar indiscriminadamente al actual plantel. Y aunque Riquelme luzca inmune al contagio nervioso, tomando mate mientras Izquierdoz saca de palomita sobre la línea, surge necesaria aquella advertencia porque venimos de etapas en las cuales se han desarmado formaciones campeonas. 
 
Sin la calma del vicepresidente, con el corazón latiendo a la velocidad de Villa, la gente ya se expresó de forma ruidosa: a diferencia de lo que suceda en tribunas ajenas, su sentimiento no se termina con un resultado.          

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Un equipo diferente

Boca goleó en su debut en la Copa de la Superliga en Mendoza y sigue espantando fantasmas negativos y pesimistas del pasado. Cada vez más sólido y confiado.

Son decisiones

Miguel Ángel Russo revolucionó el fútbol xeneize en poco tiempo, con un equipo audaz condujo a Boca a lograr un título histórico: ¿cuáles fueron los cambios que torcieron el rumbo?

Un campeón increíble

Boca se quedó con la Superliga en un final histórico y emotivo después de una temporada en la que pasó de todo: cambió de DT, dirigentes, jugadores… Repasá el título de la mano de MuyBoca.