El recuperado

Agustín Almendra está de vuelta y es una grata noticia para todo el mundo Boca. El joven volante central suma elogios cada vez que ingresa y empieza a escalar posiciones en la consideración del DT.

La vuelta del fútbol tras el parate por la cuarentena a mediados del 2020 trajo como novedad la ausencia de Agustín Almendra. El volante central, mal asesorado, había decidido dejar de entrenar en Boca con el objetivo de forzar una salida hacia el exterior. Pasaron las sanciones económicas y las intimaciones, el clima tenso mermó y la vuelta de Almendra se hizo realidad: después de casi 500 días sin jugar en el Xeneize, el joven de 21 años volvió a vestirse de Azul y Oro.

Almendra fue titular en la caída ante Talleres del pasado 7 de marzo, jugó sólo el primer tiempo y mostró falta de ritmo: su último partido había sido el ¡10 de noviembre de 2019! Russo eligió llevarlo despacio. Lo puso de titular por Copa Argentina ante un rival menor, Defensores de Belgrano, y ahí jugó 56 minutos mostrando una mejor versión. Ya sus últimos dos ingresos fueron todavía más interesantes: tanto en Avellaneda como ante Defensa y Justicia cambió la dinámica del mediocampo en la recta final de ambos partidos.

El joven que acaba de cumplir 21 años el pasado mes de febrero le da otra alternativa a Miguel Russo. Un volante con características distintas a las que ya tenía disponible. Almendra tiene más dinámica y es más vertical a la hora de atacar como no lo es ninguno de los restantes volantes del plantel. Además, en comparación con Varela y Medina, los otros jóvenes del plantel, tiene a su favor tres años en el plantel profesional, 39 partidos oficiales y 2 goles.

A Boca, que no le abundan opciones en el mediocampo con el Pulpo González lesionado, el regreso en buen nivel de Almendra le cae como anillo al dedo. En medio de tantas críticas, Russo se puede colgar la medalla de haber manejado con paciencia la situación, el Consejo evitó perder otro jugador y Almendra está ante la oportunidad de renacer su carrera y cumplir con las expectativas que generó desde joven.

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

Un cierre sólido

Boca derrotó 2-0 a Tigre en Victoria y finalizó la fase de grupos en segundo puesto y con la valla menos vencida.

Un triunfo de altura

Boca derrotó 1-0 a Always Ready en La Paz, jugó con mucha personalidad y se acomodó en el grupo de la Libertadores.

Volvió a cumplir

Boca derrotó 2-0 a Barracas Central, se clasificó en el torneo local y levantó tras la derrota en Brasil.