«Nuestro orgullo», por Marcelo Guerrero

Los pibes cayeron frente a San Lorenzo pero defendieron el escudo en dos semanas donde se notó como nunca la animosidad contra Boca. Ahora, a resurgir todos juntos.

Quiso el fixture que las fechas 2 y 3 del torneo fueran contra los equipos de las dos máximas autoridades de la Liga Profesional, su Director y su Presidente. Cuentan los conocedores de esa organización que la animosidad de Spinosa hacia los colores azul y oro es comparable a la de Tinelli, por más que parezca una exageración. Y aunque es probable que haya subido esa fobia con los últimos resultados ante Boca, pues Banfield lleva una década sin ganarle y San Lorenzo acumulaba más de cinco años, no sorprende que los demás se amontonen para disimular diferencias con el club número uno de Argentina. Los episodios de esta última semana terminaron de confirmarlo.

Una eliminación de Libertadores, ningún gol (validado) en tres partidos y apenas dos puntos de nueve en el inicio de la competencia local son números para romper el carnet, si se permite la antigüedad, pero Boca tiene una tradición de no aflojar en las difíciles, de crecer en la adversidad. Sería ingenuo pedir unidad después de una campaña electoral como la de hace dos años y la que seguramente habrá dentro de otros dos. Lo mínimo es demandar apoyo irrestricto para los 11 que salgan a la cancha, así se trate de profesionales ya consolidados o de pibes como los que -en estos últimos partidos- aumentaron nuestro orgullo.

MuyBoca es y seguirá siendo gratis. Pero si te gustan nuestros newsletter, seguís nuestras redes sociales, disfrutás de nuestros diseños, escuchás nuestros podcast y querés apoyar el proyecto, no nos vamos a negar… Acá te dejamos el link de la app Cafecito: podés ingresar y donarnos el precio de un café (o varios…) para ayudar a crecer a este medio.

https://cafecito.app/muyboca

Comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más noticias

«Un sentimiento», por Marcelo Guerrero

Boca cerró el año con su gente celebrando los títulos y goleando 8-1 a Central Córdoba. Aún con cosas por mejorar pero lejos del derrotismo mediático, hay motivos para levantar las Copas.

«Boca, siempre Boca», por Marcelo Guerrero

Boca cierra el año festejando un nuevo título. El Xeneize fue efectivo en los penales y tuvo un arquero que siempre aparece en las definiciones para una nueva coronación en la Copa Argentina.

«Dónde buscar la confianza», por Marcelo Guerrero

Boca no aguantó la ventaja y empató 1 a 1 con Arsenal en Sarandí. El miércoles se juega la final de la Copa Argentina y el equipo de Battaglia no llega en su mejor versión.